Procesos cognitivos

Para poder organizar, interpretar, y dar sentido a todo lo que nos rodea, todos los animales, hacemos esquemas o modelos mentales, que nos ayudan a adaptarnos a un mundo en constante cambio.

 

 

Entender la cognición no es una tarea sencilla, pero, podríamos definirla, como la encargada de hacernos traspasar la barrera de las experiencias in situ, con otros procesos que implican información no presente, como pensamientos, experiencias o recuerdos.

 

 

Pero… para poder comprenderla mejor, primero sería interesante  entender, cuál es la diferencia entre sensación y percepción.

¿En qué se diferencian las sensaciones de la percepción?

Aunque a veces solemos equivocar los términos, sensación y percepción son cosas muy diferentes:

 

  • La sensaciones, son las encargadas de captar pasivamente y de manera automática a través de los sentidos.
  • La percepción sin embargo, es la encargada de ayudarnos a entender el entorno de una manera más compleja, y trabaja a un nivel más subjetivo, donde se juntan recuerdos, conceptos y emociones, entre otras cosas.

Para entenderlo de manera más clara, imaginaros por un momento que estáis en la playa con vuestro peludo amigo.



El conjunto de sensaciones podrían ser cosas como el color azul del mar, la textura fina de la arena, el rumor de las olas… (o el dolor del pisotón que te acaba de dar un perro que ha pasado demasiado cerca!)


Sin embargo, el resultado final, la unidad, o el conjunto completo de la situación, es la percepción: una mañana agradable con tu perro en la playa.

Factores cognitivos

De modo, que la cognición es la encargada de hacer interaccionar éstos dos factores, la sensación y la percepción. Ella nos ayuda a entender la información que recibimos del entorno: un estímulo externo, un cerebro que trasforma las señales recibidas, y una cognición que relaciona y asocia estos estímulos para finalizar en un comportamiento.

Cognición

En resumen, podríamos definirla como un super procesador que tiene la facultad de relacionar y asociar señales e información, y que consiste en procesos como el aprendizaje, el razonamiento, la atención, la memoria, la resolución de problemas, la toma de decisiones o los sentimientos.

 

Todos éstos procesos son muy complejos y se solapan unos con otros para derivar en una conducta. Y, aunque éste es un tema muy extenso, y a pesar de las diferencias entre autores, la mayoría están de acuerdo en aceptar que la cognición está relacionada con las experiencias pasadas, a su vez también influye los pensamientos futuros.

 

Pero no solamente en nosotros. También en nuestros perros!

También te puede interesar...